Muy bien, has llegado a la conclusión de que debes estar presente en Internet y aprovechar sus ventajas. Has decidido que merece la pena dirigir parte de tu tiempo y recursos a una tienda online. Independientemente de la plataforma que hayas elegido para exponer tu catálogo…